El Gobierno de Navarra no restringirá el tránsito de camiones en la N-121-A ni los desviará por la AP-15

En los últimos 4 años solo ha habido un accidente mortal en el que haya estado implicado un camión

El desvío a la A-15 supondría un gran impacto para el medio ambiente

El Gobierno de Navarra emitió ayer un comunicado en el que puso de manifiesto que descarta, de momento, restringir el tránsito de camiones en la N-121-A y su desvío a la AP-15. A pesar de las peticiones de familiares y alcaldes de la zona, el Ejecutivo navarro se acoge a motivos jurídicos y un informe de Policía Foral para recalcar que “cualquier actividad restrictiva de la Administración debe estar debidamente motivada”.

La decisión ha sido aplaudida por nuestra Asociación y el sector del transporte en general, ya que, con los datos en la mano, seguiremos defendiendo que los camiones no son los culpables de la alta siniestralidad en la N-121-A. Según los últimos datos del informe policial, los accidentes mortales causados por vehículos pesados ascienden a 1 en los últimos 4 años. Además, insistimos en que Policía Foral ya puso de manifiesto en su día que los camiones “ralentizan la velocidad, lo cual… produce un primer efecto beneficioso en el tráfico como es la ausencia de accidentes”.

También nos hemos mostrado contrarios a cualquier desvío obligatorio del transporte pesado hacia vías de peaje, en este caso la AP-15. Además de la evidente ralentización de la mercancía, cabría destacar el grave problema que causaría al medio ambiente el desvío de unos 3.000 camiones diarios a dicha vía.

Si multiplicamos esos 3.000 vehículos por los aproximadamente 22 km de más que supone circular por la AP-15 en lugar de la N-121-A, el resultado son 66.000 km diarios que se realizarían de más con su correspondiente expulsión de CO2 al medio ambiente. Estaríamos hablando de más de una vuelta y media al mundo.

El Gobierno seguirá adelante, eso sí, con el objetivo de reducir la siniestralidad en esta vía a través de la futura conversión de la carretera en una vía 2+1, que limitará a un solo sentido los adelantamientos en los tramos de tres carriles, entre otras medidas. Desde Tradisna instamos de nuevo a todos los partidos políticos a que establezcan el mantenimiento de todas las carreteras navarras entre sus prioridades presupuestarias. Y recordamos que el transporte recauda unos 235 millones de euros anuales en Navarra que podrían ser destinados al mantenimiento programado de los planes directores de carretera que no han sido financiados en años anteriores.

By |2020-01-29T13:53:09+00:00enero 29th, 2020|N-121-A|Comentarios desactivados en El Gobierno de Navarra no restringirá el tránsito de camiones en la N-121-A ni los desviará por la AP-15